El Expresidente Saca confiesa delitos para optar a una pena menor.


Elías Antonio Saca logró un acuerdo con la Fiscalía General de la República (FGR) en el cual  se comprometió a aceptar los actos de corrupción imputados a cambio de un juicio abreviado y beneficios en la pena.

De acuerdo a las declaraciones de los defensores del caso, el trato también fue aceptado por los exsecretarios de Saca, Julio Rank, Élmer Charlaix y César Funes.

 

Fuentes cercanas al caso afirmaron que el resto de los acusados, Francisco Rodríguez Arteaga, Pablo Gómez y Jorge Herrera, quienes eran los empleados de Casa Presidencial que presuntamente colaboraron a saquear $351 millones, quedaron fueran del trato y serán procesados en un juicio próximamente, porque la Fiscalía pidió separar el caso para ellos.

Las partes procesales del caso plantearon el proceso abreviado esta mañana en el Tribunal segundo de sentencia. Saca emitió su confesión en el penal de Mariona, donde estaba recluido, el pasado 17 de julio y la Fiscalía aceptó el acuerdo el 23 de julio.

 

Saca es procesado por los delitos de lavado de dinero y peculado (malversación de fondos públicos). El fiscal del caso, Mario Huezo, pidió al Tribunal Segundo de Sentencia añadir al expediente las declaraciones extrajudiciales en los que los cuatro procesados confiesan haber desfalcado al Estado con dolo y premeditación.

Huezo pidió que a Saca y a Charlaix se le impongan la pena de 10 años, cinco por peculado y cinco por lavado de dinero. Mientras que a Rank y Funes únicamente cinco años de cárcel por lavado de dinero.

La Fiscalía dijo que presentará al Tribunal las confesiones extrajudiciales, las cuales serán leídas en el juicio por los imputados para que sean confesiones judiciales.

 

 

Nacional

Deja un comentario